Tarantelo de atún rojo de almadraba con tomate.

Imprmir receta

Esta es sin duda una de las recetas que mas gusta a todo el mundo. Nosotros hemos recogido la receta tradicional en la que el pescado se cuece en la misma salsa sin enharinarlo ni sellarlo previamente ya que este es el modo en el que se hacen las cazuelas tradicionales de pescado en nuestras costas.

INGREDIENTES

2 Kg de tomates maduros.

2 cebollas medianas.

2 pimientos verdes.

1 /2  vaso de aceite de oliva virgen extra.

Sal.

1 cucharada de azúcar

1 K. de tarantelo de atún rojo troceado.

PASOS A SEGUIR

En primer lugar, se pasan los tomates por agua hirviendo unos minutos para que resulte más fácil quitarle la piel. Una vez pelados, trocear (o triturar con batidora) y reservar.

En un perol, se calienta el aceite y se le añade las cebollas y los pimientos troceados.

Cuando esté refrito se añade los tomates, la sal y el azúcar.

Se deja freír a fuego medio, golpeando con la espumadera para que quede triturado y moviendo para evitar que se pegue en el fondo del perol, hasta que quede bien frito.

Agregar al tomate los trozos de atún  y mantener en el fuego 10 minutos.

TRUCOS Y CONSEJOS

El único secreto de esta receta es comprar un atún de calidad. Si lo vamos a cocinar inmediatamente, estamos en temporada de atún de almadraba y lo podemos encontrar en el mercado lo compraremos fresco pero lo mejor es adquirirlo en una de las empresas – Gadira, Petaca Chico o Herpac- que lo congelan en túneles a -60º por lo que el atún  mantiene todas sus propiedades.

Para darle el punto tradicional y quedar como reyes de la cocina hay que utilizar tomate frito casero elaborado con tomates  dulces y maduros de la huerta de Conil.

Otro aspecto muy importante es no pasarse con la cocción del atún ya que se quedaría seco estropeándonos el guiso.

Podemos pasar la salsa de tomate por la batidora, pero lo tradicional es encontrarse los trocitos blandos de la verdura y tener paciencia a la hora de hacerlo machacando los trozos de tomate con una espumadera.

Imprmir receta

No hay comentarios

Deja tu comentario