Flan de queso y mango sin horno.

Imprmir receta

Esta tarta es tan fácil que la repetirás hasta cansarte y, cambiando los ingredientes, tendrás tartas diferentes siempre con la misma técnica. Sin horno y sin huevos y con   la combinación del sabor  dulce de la crema de queso  con el ácido de la fruta  que es muy rica.

INGREDIENTES

  • 200 ml de nata líquida  para montar ( mas de 30% de materia grasa)
  •  1 sobre (12 gr.) de gelatina neutra o 6 hojas de gelatina
  • 200 gr. de queso crema de untar
  • 100ml de agua o leche
  • Dos cucharadas de  zumo de limón
  • Media cucharadita  de azúcar vainillada o unas gotas de esencia de vainilla (solo para dar un ligero sabor)
  • 3 cucharadas colmadas de azúcar
  • 1 o 2 piezas (según tamaño) de fruta fresca de carne firme: melocotones, mango, nectarinas, piña….de la que se reservará una parte para la decoración
  • Mermelada de mango para el fondo del molde
  • Un molde de plum cake de 30cm de largo

 

PASOS A SEGUIR

  1. Montar la nata con el azúcar. Cuando coja volumen echar el queso y el zumo de limón
  2. Si utilizáis gelatina en polvo disolverla  en el agua o la leche – unos 100ml- muy caliente. Podéis calentarla en el microondas.
  3. Si utilizáis hojas de gelatina tendréis que hidratarla primero en agua fría y posteriormente disolverla en la leche o el agua caliente.
  4. Añadirla a la crema de queso y nata teniendo cuidado en que no queden grumos y reservar
  5. Pelar los mangos y trocearlos. Poner en una sartén un poco de mantequilla y una cucharada de azúcar. Dejar que se caramelice y suelte algo de jugo. Si os gusta mas  la fruta fresca podéis utilizar el mango natural cortado en trocitos.
  6. Mezclar la fruta escurrida con la crema de queso y echarla en un molde de silicona o de plum cake con el fondo cubierto de mermelada de mango. Si lo cuajáis en un molde de metal es mejor forrarlo con papel film para poder desmoldarlo mejor. Si utilizáis uno de silicona no hace falta porque es más flexible.
  7. Lo dejamos  en la nevera unas horas hasta que cuaje y enfríe.
  8. Desmoldarlo y en el momento de servirlo para que la fruta no se oxide decorarlo con mango y hojas de hierbabuena.
  9. Se puede hacer en vasitos individuales echando la crema de queso mezclada con la fruta y una vez cuajada echar encima la mermelada de mango.

” width=”20″ height=”20″>

TRUCOS Y CONSEJOS

  • Este flan de queso se puede convertir en una tarta si le ponéis una base de 200g de galletas Digestives trituradas con cuatro cucharadas de mantequilla.
  • Otra opción es poner en la base bizcochos de soletilla.
  • La mermelada de mango podéis encontrarla en as grandes superficies, pero podéis sustituirla por un puré de mango elaborado con mango triturado, un poco de azúcar y zumo de limón.
  • Siguiendo los mismos pasos que os damos en la receta podéis sustituir  el agua en la que disuelves la gelatina por leche de coco y añadir a la crema 50ml de licor de coco. Si la van a tomar niños, utilizaremos extracto de coco.
  • De  frambuesas y decorada con virutas  de chocolate blanco también es una buena combinación.

Imprmir receta

No hay comentarios

Deja tu comentario